LIMONERO / Citrus x limón

Se dice que el limonero, árbol frutal originario de Oriente, fue traído al ámbito mediterráneo por Alejandro Magno durante sus conquistas por Persia y la India en el siglo IV a.C. Los romanos ya lo conocieron: aparece representado en las paredes de algunas de las ricas casas de Pompeya. El fruto, el limón, dado su color, también podría identificarse con las famosas manzanas de oro de las Hespérides que el geógrafo clásico Estrabón localizaba en el suroeste de Hispania, en Tierra de Tartessos, donde también se sitúan estos jardines.

Su implantación definitiva en Europa, como la de otros cítricos, se debe a la labor de los árabes, que extenderían sus cultivos en huertas y jardines por todo al-Andalus. Las Cruzadas también ayudaron a que el limonero se trajera al ámbito cristiano medieval. Su presencia es frecuente en lugares soleados de conventos al asociarse la imagen del limonero a la de la Virgen María.

En el siglo XVI crecían en los jardines del Real Alcázar limoneros dulces y agrios, plantados en el Jardín del Cidral. En el Viaje de Cosme de Médicis por España y Portugal, de 1669, el cronista que relata el periplo del príncipe toscano se detiene a admirar la vegetación: la gran maravilla de estos jardines fue no obstante para nosotros la de encontrarnos un día de diciembre los limoneros cubiertos de flores… Se sabe que al arquitecto Vermondo Resta, quien llevó a cabo gran parte de la reforma de los jardines a comienzos del XVII, encargado de construir la Galería del Grutesco, se le daban todos los días naranjas y limones y flores de temporada de las huertas del Alcázar. Éstas eran algunas de las mercedes de las que gozaba Resta como maestro mayor del palacio sevillano.

La llegada del limón a Sevilla añade a sus dotes ornamentales, una gran fuente natural de vitamina C. Un paseo por el Alcázar en enero permite la fácil identificación de este cítrico en los jardines ya que su fruto amarillo es muy llamativo. Os invitamos así en la visita invernal, a sumergiros en el jardín del Marqués de la Vega-Inclán, antigua huerta del Alcázar, donde podrán contemplar este fruto en abundancia suspendido entre las ramas.

Anuncios

Publicado por

Nomad Garden

Los jardines son espacios de diálogo entre la Sociedad y la Naturaleza, laboratorios donde se vinculan las potencialidades de las plantas con los deseos humanos. La aspiración de Nomad Garden es celebrar y fomentar dichas alianzas desarrollando herramientas contemporáneas que las pongan en valor. Gardens are spaces of dialogue between the Society and Nature, laboratories where are linked the potential of plants with the human desires. The aspiration of Nomad Garden is to celebrate and promote such partnerships developing contemporary tools that give to them their value.

4 comentarios sobre “LIMONERO / Citrus x limón”

  1. Tengo la suerte de tener en mi jardín la unión de dos cítricos, un naranjo injertado con un limonero. Ahora mismo está cargadito de limones, os mandaré una foto. Gracias por descubrirme su historia.

    Me gusta

      1. Perdón, he cometido un error, es un limonero lunero, todo el año da limones. Lo que tengo injertado es un membrillo para que dé peras

        Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s